Etiquetado derivados cárnicos


Publicado el 20 de abril, por Taberner .

Etiquetado derivados cárnicos

El Anexo I del Reglamento (CE) 853/2004 define los preparados de carne como “la carne fresca, incluida la carne que ha sido troceada, a la que se han añadido productos alimenticios, condimentos o aditivos, o que ha sido sometida a transformaciones que no bastan para alterar la estructura interna de la fibra muscular ni, por lo tanto, para eliminar las características de la carne fresca”. Y productos cárnicos como “los productos transformados resultantes de la transformación de la carne o de la nueva transformación de dichos productos transformados, de modo que la superficie de corte muestre que el producto ha dejado de poseer las características de la carne fresca”

Por tanto establece una clara diferenciación entre, productos no transformados, es decir que no han perdido las características de la carne fresca, y productos transformados, es decir que han dejado de poseer las características de la carne fresca.

Teniendo en cuenta estas definiciones ya podemos explicar cómo etiquetar los derivados cárnicos, su legislación aparece recogida en Reglamento 1169/2011 sobre información alimentaria e indican que todos los productos alimentarios deberán incluir un etiquetado con información que permita su manipulación, presentación, almacenamiento, preparación y uso del producto de forma segura a lo largo de la cadena alimentaria.

La etiqueta del producto debe cumplir, como es lógico, la legislación vigente, la empresa o una consultora externa deben realizar una prueba y validar si cumple la legislación. Este proceso de validación es clave para permitir la comercialización de un producto.

Las etiquetas deberán estar siempre actualizadas y deberán modificarse siempre que se produzcan cambios en la legislación vigente o en las materias primas utilizadas o en el país de procedencia de esas materias primas o si se producen cambios en el proveedor de esas materias primas.

Una etiqueta tipo debería contener:

  • Nombre de la elaboración
  • Ingredientes del producto
  • Lote
  • Origen
  • Fecha de caducidad
  • Peso en gramos
  • Código de barras/Código EAN
  • Nombre fiscal
  • Dirección fiscal
  • Número de registro sanitario
  • Otras declaraciones: como si es un alimentos transgénico o OGM, si tiene gluten o no…
  • Valoración nutricional
  • Advertencias para el consumidor

Si quieres recibir más información o estar al día de nuestras novedades escríbenos a: marketing@taberner.es o suscríbete a nuestra newsletter.